La Catedral de las lágrimas

EL SONIDO

LA PALABRA

El título parece una premonición de todo aquello que proporcionan los dioses. Sobre todo aquellos que son resultado del monoteísmo: Sangre, odio, desprecio, castigo, límites, castración ideológica, doctrina, miedo, muerte, miseria… todo lo que aleja al ser humano de la Bondad, la Cooperación, el Bien común. Si uno tuviera que escoger al Maligno y nombrarlo de algún modo, le llamaría: Dios.
Luego está la infinita belleza del sonido. Esa vibración del aire, cuyo origen es la simplicidad de un principio físico, pero que nuestra percepción reconvierte en algo mucho más trascendente que lo real.
Igual es ahí donde reside la certeza de Dios. Igual eso que llamamos Dios no es la absurda y vomitiva invención del Hombre sino el resultado final de esos doce ladrillos y cuatro fuerzas que nacieron tras el Big Bang hasta construir este lugar finito e ilimitado que conocemos como Universo en que todo tiene cabida. Esa es mi Verdad.
Si me he de quedar con algo será con esto. Mi catedral de las lágrimas no vendrá de ningún dios vengador ni falsos mesías, ni siquiera a sus acólitos enfermos que solo persiguen infectar las almas puras de las buenas gentes.
Las lágrimas de mi catedral tendrán su origen en la absoluta belleza de las notas de Robert Fripp, de sus paisajes sonoros capaces de convertir en luz todas las moléculas de mi entorno y en el agradecimiento por poder percibir lo que ellas me regalan.

 

Anuncios
Publicado en king Crimson, Robert Fripp, Uncategorized | Etiquetado , , | Deja un comentario

Frases y Test de lectura

 

L4 C4L1D4D D3 NU357R45 P3RC3PC10N35 D37RM1N4 C0M0 V3M05 3L MUND0.
C0M0 V3M05 3L MUND0 D37RM1N4 NU357R0 JU1C10.
NU357R0 JU1C10 D37RM1N4 CÓM0 1N73R4C7U4M05 C0N 3L MUND0.
CÓM0 1N73R4C7U4M05 C0N 3L MUND0 C4MB14 3L MUND0.
3RG0…
L4 C4L1D4D D3 NU357R45 P3RC3PC10N35 C4MB14 3L MUND0.

kingcrimsoninthecourtofthecrimsonking

(K1NG CR1M50N)

 

Publicado en Robert Fripp, sencillez | Etiquetado , , | Deja un comentario

Semana santa y juicios políticos

cristo_Rajoy

Nada ha cambiado a través del tiempo y la ignorancia.
En semana santa, ese tiempo absurdo en el que el catolicismo recicla una vez tras otra al objeto de sus beneficios, se cumple a rajatabla el pensar y actuar de la España de los fariseos.
Ya su biblia nos lo cuenta, cuando describe esa pasión y muerte del que dicen adorar:
Que el pueblo judío de entonces, manipulado por fundamentalistas y por gentuza que no iba a renunciar a su vergonzosa parcela de poder, prefirió perdonar al ladrón y condenar al revolucionario que negaba la unidad de Roma con su tierra. Y ahora, como entonces, la falsa España de los súbditos ultracatólicos, se dedica a manipular a los descendientes patrios de aquellos judíos bíblicos para que abracen al ladrón y condenen a quien solo les ofrece la posibilidad de elegir —eso que comúnmente se llama “Libertad”—.
Y es que la derecha fascista sabe de las bondades de señalar al enemigo conveniente, pues de ese modo el populacho aletargado perdonará a sus más de mil ladrones a cambio de las hermosas crucifixiones derivadas de una parodia de juicio. Tal y como le sucedió a su cristo.
Y es así que ahora, como entonces, todo sigue igual en esta España vacua, solo cambia la nomenclatura de las cosas. El populacho judío de antaño son los súbditos del Borbón de ahora; en vez de Poncio Pilatos tenemos a Pedro Sánchez o al presidente de turno; en lugar del sacerdote Anás tenemos a un tal Alberto y como sustituto de Caifás a un tal santiago, criaturas que dada su absoluta vacuidad humana aspiran a formar el nuevo Sanedrín; y los cánticos del “Crucifícale” son ahora los “A por ellos, oeee”.
Sí, es semana santa en la España triste, tiempo de rasgarse las vestiduras, pasear a los mil cristos, azotarse en público, desayunarse con eucaristías y hacer falsos ayunos atiborrándose de pescado y torrijas. Pero también es tiempo de cumplir a rajatabla con los preceptos de su religión aprovechándose de la bipolaridad de su dios. Y de ese modo, mientras ellos, dueños de una maldad manifiesta, se apropian del dios bondadoso del nuevo testamento, echan al dios vengador del antiguo testamento sobre quienes solo desean ser ciudadanos libres.

BONUS (los evangelios resumidos)

Después de atar a Jesús como si fuera un vulgar delincuente, se lo llevan a Anás, quien era el sumo sacerdote cuando Jesús era niño y dejó asombrados a los maestros en el templo (Lucas 2:42, 47). Algunos de los hijos de Anás también desempeñaron más tarde el papel de sumo sacerdote, y ahora es su yerno Caifás quien ocupa el puesto.
Mientras Jesús está en la casa de Anás, Caifás tiene tiempo para convocar al Sanedrín. Este tribunal, compuesto por 71 miembros, incluye al sumo sacerdote y a otros hombres que habían tenido ese cargo.
Anás interroga a Jesús “sobre sus discípulos y sobre lo que enseñaba”. Él simplemente le responde: “He hablado públicamente a todo el mundo. Siempre enseñé en las sinagogas y en el templo, donde todos los judíos se reúnen, y no dije nada en secreto. ¿Por qué me interrogas a mí? Interroga a quienes oyeron lo que les dije. Ellos saben bien lo que dije” (Juan 18:19-21).
Uno de los guardias que está de pie allí le da una bofetada a Jesús y lo reprende: “¿Así le contestas al sacerdote principal?”. Pero Jesús sabe que no ha hecho nada malo, por eso le responde: “Si he dicho algo malo, dime qué fue; pero, si lo que he dicho es cierto, ¿por qué me pegas?” (Juan 18:22, 23). Luego Anás hace que se lleven a Jesús ante su yerno Caifás.
A estas alturas ya están reunidos en la casa de Caifás todos los miembros del Sanedrín: el sumo sacerdote actual, los ancianos del pueblo y los escribas. Llevar a cabo un juicio como este en la noche de la Pascua va contra la ley, pero eso no los detiene; siguen adelante con su malvado plan.
Es muy difícil que este grupo tome una decisión imparcial. Después que resucitó a Lázaro, decidieron que Jesús debía morir (Juan 11:47-53). Y, pocos días antes, las autoridades religiosas tramaron un plan para atrapar a Jesús y matarlo (Mateo 26:3, 4). Está claro, Jesús ya está prácticamente condenado a muerte aun antes de que empiece el juicio.
Además de llevar a cabo esta reunión de manera ilegal, los sacerdotes principales y otros miembros del Sanedrín están buscando testigos que aporten pruebas falsas para montar una acusación contra Jesús. Encuentran a muchos, pero sus testimonios no coinciden. Al final, se presentan dos testigos que afirman: “Nosotros le oímos decir: ‘Yo derribaré este templo que fue hecho por la mano del hombre y en tres días levantaré otro que no estará hecho por la mano del hombre’” (Marcos 14:58). Sin embargo, ni siquiera las historias de estos dos testigos concuerdan del todo.
Caifás le pregunta a Jesús: “¿No respondes nada? ¿Qué hay de lo que estos hombres testifican contra ti?” (Marcos 14:60). Jesús se queda callado ante la acusación falsa montada con testimonios que no concuerdan. Entonces Caifás cambia de estrategia.
Él sabe que a los judíos les irrita que alguien afirme ser el Hijo de Dios. En ocasiones anteriores, cuando Jesús ha expresado que Dios es su Padre, los judíos han querido matarlo, alegando que estaba “haciéndose igual a Dios” (Juan 5:17, 18; 10:31-39). Caifás, consciente de lo que piensan, actúa con astucia y le manda a Jesús: “¡Te ordeno que nos digas bajo juramento delante del Dios vivo si tú eres el Cristo, el Hijo de Dios!” (Mateo 26:63). Por supuesto, Jesús ha reconocido antes que su Padre es Dios (Juan 3:18; 5:25; 11:4). Y, si no lo admitiera ahora, podría dar a entender que él niega ser el Cristo y el Hijo de Dios. Así que responde: “Lo soy. Y ustedes verán al Hijo del Hombre sentado a la derecha del poder y viniendo con las nubes del cielo” (Marcos 14:62).
Al oír eso, Caifás se rasga sus vestiduras con un gesto dramático y exclama: “¡Ha blasfemado! ¿Para qué necesitamos más testigos? ¡Miren, ustedes acaban de oír la blasfemia! ¿Cuál es su opinión?”. Entonces el Sanedrín dicta la injusta sentencia: “¡Merece morir!” (Mateo 26:65, 66).
Ahora comienzan a burlarse de Jesús y a darle puñetazos. Otros le escupen en la cara y le dan bofetadas. Luego le cubren el rostro, lo abofetean de nuevo y le preguntan con sarcasmo: “¡Profetiza! ¿Quién es el que te pegó?” (Lucas 22:64). ¡Ahí está el propio Hijo de Dios sufriendo maltratos en un juicio nocturno completamente ilegal!

 

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Mendelssohn, el poeta jorobado (cuento infantil)

EL SONIDO

LA PALABRA

Mendelssohn, el poeta jorobado (cuento infantil)

Moses Mendelsohn, abuelo del famoso músico Félix Mendelsohn, nació pobre y judío. Para colmo la naturaleza le obsequió con una gran joroba que le afeaba mucho. Imaginaos la cantidad de problemas que eso debió causarle a lo largo de su vida, pues es sabido que muchas personas, llevadas por la ignorancia y el miedo de aquellos que son diferentes, se ríen de ellos y les insultan. Pero el señor Moses, a pesar de todos esos problemas, era un hombre digno, inteligente, buen poeta y afinador de pianos, lo que le convertía, además, en músico. Algo que, como veremos, tendría una importancia capital en su vida futura.
En su época, no olvidéis que hablamos de hace muchos años, la vida no era como en la actualidad. La gente que no tenía una posición social ni dinero, y ese es el caso de nuestro protagonista, no podía decidir con quien deseaba casarse, no había más posibilidad que aceptar lo que una casamentera pudiera organizar y la familia aceptase.
Pero claro, esto es un cuento, y en un cuento las cosas nunca pueden ser como son siempre. Entonces, ¿qué le sucedió a nuestro pobre poeta jorobado? Que se enamoró perdidamente de una joven, hija de uno de los judíos más ricos y famosos de la ciudad, y la mujer más hermosa que él había visto jamás.
Podéis imaginar al pobre Moses en la soledad de su habitación. Se pasaba las horas pensando en la imposibilidad de que aquella mujer llegara siquiera a fijarse en él. Soy pobre y además poco agraciado. ¿Cómo iba una mujer tan hermosa a fijarse en un ser como yo?, se repetía una y otra vez. Pero recordad que hemos dicho que era inteligente y que trabajaba como afinador de pianos. Pues bien, esos fueron los recursos que utilizó para, como mínimo, conseguir acercarse a su amada.
Se puso manos a la obra. Lo primero que hizo fue indagar cosas sobre ella y esas pesquisas le llevaron a enterarse de que había nacido un día después que él. Sabido esto se las apañó para conseguir que le llamaran de la casa y que fuera a afinar el piano que tenían. Una vez allí se las ingenió para que le invitaran a cenar, y ya en la cena empezó a manejar el hilo de la conversación hasta llevarla al tema del Destino y de cómo éste jugaba con la vida de las personas incluso a su pesar. Cuando todo estaba yendo según sus planes se dirigió a la familia y les dijo que le gustaría confesarles algo que jamás había contado a nadie. La familia, llena de curiosidad y embelesada por su maravillosa forma de hablar y expresarse —no olvidéis que además de culto e inteligente, también era poeta— le pidió que les contara aquel secreto. Mendelsohn se dispuso a explicar su secreto.
Fue como sigue:
«Hay algo que siempre he recordado como un sueño y tengo la certeza que se produjo antes incluso de que yo naciera. En ese recuerdo se me aparecía un ángel y me contaba como iba a ser yo en el futuro. Me decía que tendría suerte en la vida, que sería reconocido como poeta, que sería hermoso y que no me faltaría de nada. Yo, en esa especie de sueño, me sentía el ser más feliz de la tierra. Pero tras hablarme de mi futuro, me explicó que al día siguiente de mi llegada a este mundo nacería una mujer que tendría las mejores cualidades y que sería sumamente hermosa, pero pagaría un alto precio por ellas, habría de cargar con el peso de una fea joroba en su espalda que la marcaría para siempre ante los ojos de los demás. Imagínense, señores, lo que eso representaría para esa pobre muchacha. A mí me llenó de tristeza solo pensar por lo que debería pasar aquella pobre criatura. Fue entonces que me dirigí al ángel y le dije “no hagáis cargar con ese peso a esa hermosa criatura. Haced otra cosa, cargadme a mí con todo lo malo que ibais a otorgarle ella, que sea yo el portador de sus desgracias y que ella nazca perfecta.»
Resta decir que en los pueblos pequeños nacen pocos niños y la gente tiene conocimiento de todos los nacimientos que se producen, por esa razón la familia de la joven y ella misma, estaban al tanto de que quien les acababa de contar tan maravillosa historia había nacido un día antes que ella. Podéis imaginaros lo que representaron entonces sus palabras. De repente ella le miró de un modo totalmente distinto, cargado de ternura. Tanta, que a sus ojos desapareció la fea joroba y quedó lo que de hermoso tiene todo aquel que vive en el amor.
Sí, lector y lectora, la historia, a pesar de huir del cuento fácil de príncipes y princesas, termina del mismo modo: con la joven casándose con el poeta. Pero además de su bonito final, esta historia nos enseña también una gran lección a todos: que la belleza externa no es lo más importante, pues es efímera como las flores. Por encima de ella existe y prevalece una belleza mayor, la que se descubre a través de la inteligencia y la sensibilidad, pues de ellas nacen las mayores conquistas de la Humanidad.

Publicado en concierto, romanticismo | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

Bach, el fagot y una cabra

A los veinte años, cuando era organista en Arnstadt, Bach le hizo saber a un estudiante llamado Geyersbach que su fagot sonaba como el balido de una cabra, o más exactamente y por abreviar, le llamó Zippelfagottist, algo así como “fagotista caprino” que nosotros, latinos, traduciríamos como “fagotista cabrón”. Al muchacho le sentó mal la cosa, y cuando Bach volvía a su casa con su prima y cuñada Bárbara Catalina, se plantó ante él en la plaza del mercado, acompañado de cinco colegas y un garrote, recriminándole por sus palabras. El joven Juan Sebastián le replicó diciendo que había criticado a su fagot y no a él, lo cual puede tomarse como una excusa barata o como una certera distinción entre el alumno y la persona. Pero Geyersbach quería guerra, «cualquiera que insulte a mi fagot me insulta a mí, sucio perro», dijo, y cargó garrote en mano contra él. Pero Bach, que era muy creyente y buena persona, no dejaba de ser un hombre de su tiempo; así que desenvainó la espada que llevaba y le recibió con todas las ganas del mundo.
La historia acabó en el consistorio y no en el hospital, ya que por suerte fueron separados por sus compañeros y Bach denunció al estudiante. Pero la reprimenda se la llevo él por haberle aplicado la palabra en cuestión, aunque si leemos lo que dice Franz Weissgerber en el libro “Johann Sebastian Bach in Arnstadt” parece que había mar de fondo:

…resultó que efectivamente Bach había llamado a Geyersbach Zippelfagottist, y le advirtieron que debiera haberlo evitado – especialmente teniendo en cuenta que ya tenía fama de no llevarse muy bien con los estudiantes y de quejarse de que le habían contratado solo para música coral y no para piezas de concierto cuando eso no era cierto, pues debía trabajar en todo tipo de de música.
Bach contestó que no se negaría si al menos hubiera un Director musical, a lo que se le respondió que el hombre debe vivir rodeado de imperfecciones, que debía llevarse bien con los estudiantes y no fastidiarse la vida mutuamente”.

Lo que parece ser cierto es que el mozo del garrote – sin la menor duda un horrible Zippelfagottist – salió de rositas y después de aquello Bach no tardó mucho en largarse de Arnstad. ¿Genio? Faltaría más; como Jesús con los mercaderes.
Podemos concluir que el viejo peluca, todo y no ser rencoroso, jamás escribió un concierto para fagot; de eso se encargarían en el futuro sus hijos Johann Christian y Carl Philipp Emanuel. De otro lado también lo utilizó en su obra vocal y orquestal mucho más a menudo de lo que se venía haciendo hasta entonces, seguramente siempre que disponía de fagotistas sin tendencia al balido, igual que muchos directores optan hoy por incluirlo en los continuos cuando no hay otra indicación especifica y tienen la suerte de contar con un buen intérprete. Y le dio honores principales en piezas tan maravillosas como el dueto Seid wachsam, ihr heiligen Wächter de la Cantata 149 Man singet mit Freuden vom Sieg que recomiendo escuchar a continuación 

Publicado en Anécdotas, Bach | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Cuadros para una exposición (de EL&P a Mussorgsky)

  Modest Mussorgsky compuso esta obra para piano. Posteriormente Ravel la orquestaría (Entre mayo de 1922 y el verano de 1923), siendo ésta última la más conocida e interpretada.

HISTORIA DETRÁS DE LA OBRA

Víctor Hartmann era un arquitecto, acuarelista, diseñador y gran amigo de Modesto Mussorgsky. El compositor albergaba la firme convicción de que su amigo llegaría a cumplir su sueño convirtiéndose en un gran arquitecto. Pero el sueño se truncó cuando Hartmann falleció de un ataque cardíaco a la edad de 39 años. Mussorgsky quedó totalmente desolado. Y no solo eso, tenía también un gran sentimiento de culpa ya que se sentía responsable de lo sucedido.
Poco tiempo antes del fallecimiento y mientras paseaban, el arquitecto tuvo un ataque de ansiedad y no podía respirar. En lugar de llevarle a un médico, Mussorgsky trató de calmar a su amigo diciéndole que descansara, que luego seguirían con su paseo.
Obsesionado con ese incidente, Mussorgsky comenzó a alimentar un fuerte sentimiento de culpa por la muerte de Hartmann. Cuando recuerdo esta conversación, contaba, me siento desdichado, porque me comporté como un cobarde por temor a la enfermedad. Pero temía preocupar a Hartmann y me comporté como un tonto niño de escuela.
Mussorgsky, que no era la más estable de las personas, terminó hundió en una profunda depresión. Obsesionado por la muerte de su amigo y la creencia de que era en parte responsable de ella. Agudizó su problema con la bebida, llegó a sufrir alucinaciones e incluso estuvo desapareció durante días, se involucró en alborotos y acabaron echándole del apartamento donde vivía.

Vladimir Stassov, amigo común de Hartmann y Mussorgsky, estaba preocupado por la salud mental y física de este último. Pensó que un modo de ayudarle sería que éste se involucrara y comprometiera en alguna actividad en honor del amigo perdido. Mientras pensaba en ello organizó una exposición de alrededor de 400 obras de Hartmann.
Mussorgsky asistió a la exposición y se sintió conmovido por lo que veía, pero no pudo componer una pieza conmemorativa para Hartmann hasta algunos meses más tarde. Cuando finalmente se puso a trabajar, decidió escribir una suite para piano de diez movimientos, cada uno de los cuales representaba alguno de los cuadros de Hartmann. En realidad solo tres de los movimientos se relacionaban con alguno de los cuadros exhibidos en la exposición de Stassov. Las otras eran bocetos y dibujos que Mussorgsky había visto en la casa de Hartmann. El enlace entre todos los movimientos era un tema de “paseo”. “Mi propia fisonomía se muestra a través de los intermezzos”, explicó Mussorgsky.

hartmann_puertas de kiev

Las grandes puertas de Kiev

LA OBRA

  1. Promenade (Paseo) I — Mussorgsky se retrata a sí mismo y a sus impresiones mientras pasea por la galería donde se exhibe la exposición de Hartmann. Es un tema que, con distintas orquestaciones se repetirá a lo largo de la obra.
  2. Gnomo — Dibujo de Hartmann de un pequeño cascanueces, un juguete de niños hecho para el árbol de Navidad. El cascanueces tiene la forma de un gnomo malo.
  3. Promenade (Paseo) II
  4. El viejo castillo — Acuarela de un trovador que canta ante un castillo medieval italiano.
  5. Promenade (Paseo) III
  6. Tullerías — Niños Peleando en el Juego. Acuarela de Hartmann de una esquina del famoso jardín francés.
  7. Bydlo — Palabra polaca para desirnar el “ganado”. Dibujo de dos grandes bueyes arrastrando un pesado carro campesino con dos enormes ruedas.
  8. Promenade (Paseo) IV
  9. Baile de los pollitos en su cascarón — Diseño de Hartmann del vestuario para el ballet Trilby. Los pollitos danzan con sólo sus patas saliendo de sus cascarones.
  10. Samuel Goldenberg y Schmuÿle — Dos dibujos a lápiz, que pertenecían a Mussorgsky, titulados “Dos Judíos Polacos – Uno Rico, el Otro, Pobre”.
  11. Limoges – El Mercado. Pintura de un mercado francés.
  12. Catacumbas — Una pintura del mismo Hartmann, acompañado por el arquitecto Kenel y un guía con una linterna, explorando las catacumbas de París.
  13. Cum Mortuis in Lingua Morta — El tema del Paseo, rotulado en la partitura “Con la Muerte en una Lengua Muerta”. Mussorgsky escribió sobre la partitura para piano: “El espíritu creativo de Hartmann me conduce al lugar de los cráneos y los llama; los cráneos mismos comienzan a resplandecer desmayadamente desde adentro.”
  14. Baba Yaga – La Pequeña Choza en las Patas del Pollo — El hogar de la bruja Baba Yaga en los cuentos de hadas rusos. Ella vive en una choza montada sobre las patas de un pollo gigante. Hartmann diseñó una cara de reloj que representa el viaje de Baba Yaga en un palo de escoba.
  15. La gran puerta de Kiev — Diseño arquitectónico de Hartmann para una estructura destinada a conmemorar el día en el que Alejandro II escapó al asesinato en Kiev. La puerta, que nunca se construyó, está pintada con un casco gigante en la parte superior.

¿CÓMO LLEGUÉ A LA OBRA?

Nos trasladamos al 7 de mayo de 1974 y un grupo por el que sentía una gran admiración daba su primer concierto en España. Era la banda de rock progresivo conocida como Emerson, Lake & Palmer.
Imaginaos a un chaval de 19 años, en una España oscura, triste y reprimida, accediendo a un concierto de “melenudos”. Para mí, transgresor y un poco tocapelotas, era un momento maravilloso.
Cuando empezó aquello debo reconocer que me estremecí. Las sencillas orejas de aquel Manel no estaban preparadas para la potencia de sonido que estalló de repente. Horas más tarde, cuando el concierto terminó, un poco de mi actual amor por la música había germinado sin conocer todavía los motivos.
Ahora los tengo claros. Y como muestra os muestro el programa que ofrecieron aquel día:

  1. Hoedown (Aaron Copland)
  2. Jerusalem (Sir Hubert Parry)
  3. Toccata (Alberto Ginastrera)
  4. Tarkus
  5. Benny the Bouncer
  6. Take a Pebble
  7. Still… You Turn Me On
  8. Lucky Man
  9. Piano Improvisation
  10. Karn Evil 9
  11. Pictures at an Exhibition (Modesto Mussorgsky)

Como podéis ver, y sin tener conocimiento de ello, me introdujeron en el sonido de Copland, Parry, Ginastrera y Mussorgsky; amén de suyo propio. Quién podría pedir más para una sola noche.
Hoy, años después, solo nos queda Carl Palmer. A Lake se lo llevó una cruel enfermedad y Emerson decidió reventarse la cabeza de un disparo. Pero su sonido perdurará, lo mismo que la consecuencia que regalaron a tantas mentes como la mía: el amor incondicional por la Música.

BONUS

Como bonus os añado el maravilloso trabajo animado que realizó la gente de la empresa Animusic. Sin desperdicio. Altamente aconsejable.

Publicado en Anécdotas, EL&P, Mussorgsky, nacionalismo, Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

“Gitanería en dos cuadros”, la versión de 1915 de “El amor brujo”

Después de siete años en París, tras el estallido de la Primera Guerra Mundial, Falla regresó a Madrid. Allí, Pastora Imperio, una bailarina legendaria de fondo gitano, le encargó escribir una canción y danza que terminó siendo la primera versión del Amor brujo.
El estreno madrileño de dicha versión fue un completo fracaso.
Eso llevó a Falla a transformarla en un ballet con orquesta sinfónica (la original lo era para orquesta de cámara) y a introducir tres canciones cortas para mezzo-soprano. Su primera versión, la estrenada en 1915 y que podréis degustar a continuación, llevó por  título Gitanería en dos cuadros. Más tarde, en 1920, haría la última revisión. Y fue bajo este formato que El amor brujo triunfó hasta convertirse en la obra que hoy todos conocemos.

Revisión de 1920)

  1. Introducción y Escena —  orquesta
  2. En la Cueva (La Noche) — orquesta
  3. Canción del Amor Dolido —voz y orquesta
  4. El Aparecido — orquesta
  5. Danza del Terror —  orquesta
  6. El Circulo Mágico (Romance del Pescador) — orquesta
  7. A Media Noche, Los Sortilegios — orquesta
  8. Danza Ritual del Fuego — orquesta
  9. Escena — orquesta
  10. Canción del Fuego Fatuo — voz y orquesta
  11. Pantomima — orquesta
  12. Danza del Juego de Amor — voz y orquesta
  13. Final: Las Campanas del Amanecer — orquesta

El argumento cuenta la historia de Candela, una muchacha gitana, cuyo amor por Carmelo se ve atormentado por su descreído antiguo amante. La obra es de carácter marcadamente andaluz, tanto en lo musical como en lo literario. El libreto fue escrito por Gregorio Martínez Sierra en dialecto andaluz, si bien se ha llegado a poner en duda su autoría, en favor de su mujer, María de la O Lejárraga García, feminista apasionada que publicó obras bajo el nombre de su marido. La música contiene momentos de gran belleza y originalidad, e incluye las famosas Danza ritual del fuego, la Canción del fuego fatuo y Danza del terror. Una historia de hechizos, de brujería, donde el espectro del amante muerto de Candela se le aparece celoso ante sus amores con Carmelo. La solución estará en manos de Lucía…

Os comparto una hermosa versión que he encontrado. Joana es todo pasión y profesionalidad. La orquesta, con algunas limitaciones, es de lo más digno. También deciros que si se escucha siguiendo el libreto se verán algunas diferencias, sobre todo la falta de personajes. La versión que conocía (completa) desapareció hace tiempo del Tubo. A pesar de ello mantengo lo dicho: la que os ofrezco es muy digna. Juzgadla vosotros mismos.

LIBRETO DE EL AMOR BRUJO

ACTO PRIMERO
 
*** (Casa de los gitanos. Es de noche. En el suelo, en él centro, hay un braserillo encendido. Las dos gitanillas, sentadas en el suelo, echan las cartas. Cada una tiene delante un candil. Fuera, en la noche, se oye lejano el rumor delmar. Una gitana vieja se acerca a la puerta… )
 
1 – Introducción y escena
GITANA VIEJA:  iCómo resuena la mar esta noche!
CANDELAS: ¡No tendrá que decir na bueno!
GITANA vieja: La mar no dice ná, ni bueno ni malo. Suena porque la mueve el viento y habla como los condenaos, sin licencia de Dios.
(La vieja pasa y desaparece en el interior de la casa)
CANDELAS: Una, dos, tres, cuatro, cinco, seis, siete… ¡Sale mujer rubia! ¡Mujer rubia!…
GITANILLA: Sale que me quiere. Vendrá.
CANDELAS: Ladra un perro en la calle… Ma agüero, hasta la luz se apaga ¡Malhaya mi suerte! Una… dos… tres… cua- tro… cinco… seis… siete… ¡Sale que no me quiere! Una… dos .. tres… cuatro… cinco… seis… siete… En este momento, habla con eya de mi…. y le dice que no me quiere ni me ha querido nunca…Más vale dejarlo
 
*** (Se levanta, se acerca a la candela y canta)
 
2 – Canción del amor dolido
¡Ay!
Yo no sé qué siento,
ni sé qué me pasa
cuando éste mardito
gitano me farta.
¡Ay!
Candela qué ardes…
más arde el infierno
que toíta mi sangre
abrasá de celos!
¡Ay!
Cuando el río suena
¿qué querrá decir?
Por querer a otra
se orvía de mí!
¡Ay!
Cuando el fuego abrasa…
Cuando el río suena…
Si el agua no mata el fuego,
a mí el penar me condena,
a mí el querer me envenena,
a mí me matan las penas.

*** (Al terminar la canción, dan las doce de la noche. Las dos gitanillas se acercan, una a la puerta y otra a la ventana y hacen su conjuro (Sortilegio))
 
3 – Sortilegio
¡Las doce están dando!
En los brazos de la Virgen María
su Hijo está orando…
Por ello te pido
oir puerta cerrar,
niño yorar
y campana repicar…
¡Lo que mi corazón desea
mis ojos lo vean!
GITANILLA: (Con alegría) ¡Vendrá! [Vendrál
CANDELAS: (Apartándose de la ventana con desaliento) No ha de venir. Ya sé yo que no viene… Para qué habré vivió pa qué un día más, si no le voy a ver. Las docel. De toas maneras, con pena o alegría hay que cumplir lo que está mandao. Con unción. Pa que un Debé que está en el sielo, nos entre de su mano en er día nuevo. Pa que nos lleve por la buena vía. . haremos la danza der fin der día
. (Se acerca de nuevo a la candela y echa en ella un puñado de incienso)
¡Incienso santo!
¡Incienso nuevo!
¡Sarga lo malo
y entre lo bueno!
 
*** (A medida que sube el humo del incienso, baila Candelas la danza del fin del día.)
 
4 – Danza del fin del día
Danza solo música
 
*** (Terminada la danza, se oye en la calle un silbido, es el novio de la gitanilla que avisa su llegada.)
 
5 – Escena (El Amor vulgar)
GITANILLA: ¡Ya está ahí! ¡Ya está ahí!
CANDELAS : Ná, ná, y siempre ná.
*** (Candelas nos explica el Romance del pescador)
6 – Romance del pescador
CANDELAS
Por un camino iba yo
buscando la dicha mía:
lo que mis sacáis (ojos) miraron
mi corasón no lo orvía.
Por la verea iba yo.
A cuantos le conocían
—¿Le habéis visto? — preguntaba,
y nadie me respondía.
Por el camino iba yo
y mi amor no parecía.
Er yanto der corasón
por er rostro me caía.
La verea se estrechaba
y er día se iba acabando.
A la oriyita der río
estaba un hombre pescando.
Mientras las aguas corrían
iba el pescador cantando:
No quiero apresar los pececillos del río;
quiero hallar un corasón
que se me ha perdió!
Pescador que estás pescando,
si has perdido un corasón,
a mí me lo están robando a traición.
El agua se levantó al oir hablar
de penas de amantes
y dijo con ronca voz:
Pescador y caminante,
si sufrís los dos,
en er monte hay una cueva,
en la cueva hay una bruja
que sabe hechisos de amor.
Idla a buscar
que eya remedio os dará.
Esto dijo er río.
CANDELAS: esto habrá que haser. A la cueva de la bruja tengo de acudir, si eya no me da er remedio me quiero morir.
*** (Un intermedio musical antes de entrar en el segundo cuadro)
 
7 – Intermedio
Solo música
 
ACTO SEGUNDO
 
*** (Escena musical que nos introduce al fuego fatuo que encontrará Candela cuando llegue a la cueva de la bruja)
 
8 – Introducción del fuego fatuo
Solo música
 
*** (La cueva de la bruja. Es de noche: la cueva está sola y oscura, pero en el fondo se ve un camino de montaña con chumberas y maleza, iluminado por la luz de la luna. Aparece en el sendero Candelas, la gitanilla enamorada. Llega al umbral de la cueva, llama tres veces, nadie responde; entra temerosa. Al acercarse la gitana a la entrada de la cueva, el fuego fatuo se esconde en un rincón, en el que están reunidos los amuletos e instrumentos mágicos de la bruja.)
 
 
9 – escena (el terror)
CANDELAS:
¿No hay nadie en la cueva?
Nadie me responde
¿Será que la bruja sale por la noche
en busca der mengue jineta (duende
en su escoba por la chimenea?
¡Ay, Jesús me varga! ¡Qué miedo me entra!
No hay nadie, estoy sola.
Esta es la candela.
Este es el manojo de las malas yerbas.
Este es el lagarto,
Esta es la redoma encantá,
donde el agua que sabe el secreto
de toas las vidas está aprisiona.
No hay nadie, estoy sola.
Si yo me atreviera…
haría el conjuro que al diablo callao
desata la lengua.
No hay nadie, estoy sola.
Si yo me atreviera…
¡Ah!… Es er fuego fatuo.
Espíritu y rey de la cueva,
que quiere vengarse de mí… ¡No te acerques!
¡Fuego del infierno que las almas quemas!
 
 
*** (Danza frenéticamente huyendo del Fuego fatuo que la persigue. Se aparta con terror, salta, se retuerce. Por fin, de la misma desesperación saca alientos para lanzarse a perseguirlo. El Fuego fatuo huye y, saliendo por la boca de la cueva, se desvanece en la deslumbrante luz de la luna.)
 
10 – Danza del fuego fatuo
Solo Música
 
*** (Candelas se apoya rendida en el quicio de la entrada y da un suspiro de descanso. Después canta la canción del Fuego fatuo.) ojo 11 y 12 seguidas.
 
11 – Interludio (Alucinaciones)
Solo música
 
12 – Canción de! Fuego fatuo
CANDELA
Lo mismo que er fuego fatuo,
lo mismito es er queré.
Le huyes y te persigue,
le yamas y echa a corré.
Lo mismo que er fuego fatuo,
lo mismito es er queré.
Nace en las noches de agosto,
cuando aprieta la calor.
Va corriendo por los campos
en busca de un corazón…
Lo mismo que er fuego fatuo,
lo mismito es el amor.
Malhaya los ojos negros
que le alcanzaron á ver.
Malhaya er corazón triste
que en su yama quiso arder.
Lo mismo que er fuego fatuo
se desvanece er queré.
 
 
*** (Se acerca resueltamente al rincón de los encantos, y apoderándose de la redoma encantada derrama parte del agua sobre el fuego y hace el conjuro. La música indica la parte cantada y la parte recitada. Desde que ella coge la redoma, va oscureciendo, porque se supone que se pone la luna antes de amanecer. En cuanto después aparece el Gitano, van apareciendo en el cielo las primeras claridades del alba para que amanezca)
13 – Conjuro Para Reconquistar El Amor Perdido
CANDELA
Er fuego fatuo desapareció.
En la luz de la luna se desvaneció.
La cueva es mía.
Vamos a ver si venso la mala suerte
con la brujería.
Conjuro
íPor Satanás! ¡Por Barrabás!
Quiero que el hombre que me ha orvidao me venga a buscar.
Cabeza de toro, ojos de león,
mi amor está lejos que escuche mi voz.
iQue venga, que venga!
¡Por Satanás, por Barrabás!
¡Quiero que el hombre que me quería me venga a buscar.
Elena, Elena, hija de rey y reina.
Que no pueda parar ni sosegar,
ni en cama acostao ni en silla sentao…
hasta que a mi poder venga a parar.
¡Que venga, que vengal
jPor Satanás, por Barrabás!
Quiero que el hombre que me ha engañao me venga a buscar.
Me asomé a la puerta al salir el sol…
Un hombre vestío de colorao pasó…
Le he preguntao, y me ha contestao
que iba con los cordeles de los siete ahorcaos…
Y yo le he dicho:
jQue venga, que vengal
Pajarito blanco que en el viento viene volandol…
¡Que venga, que venga!
Entro y convengo en el pacto.
¡Pa que venga! ¡Pa que venga! ¡Pa que venga!
¡Por Satanás! ¡Por Barrabás!
Quiero que el hombre que era mi vía
me venga a buscar.
jAh… ruido de cadenas arrastras!
Er diablo anda en esto!
*** (Se oye música misteriosa y suave: el amor se acerca: se ve brillar en la sombra un punto rojo: es la lumbre del cigarro del amante que se va acercando por la senda oscura; a medida que el gitano se acerca, el canto de amor (música) va acercándose a lo popular. De pronto desaparece la lucecilla: es que el cigarro del amante que viene se ha apagado. Candelas ve la luz, se acerca a la entrada de la cueva, y a pesar de la oscuridad reconoce al galán. Entonces se aparta con júbilo y maliciosa alegría, pensando en la broma pesada que piensa dar al ingrato. El se detiene a la entrada de la cueva)
 
14 – Escena (El Amor Popular)
CANDELAS: (Viéndole acercarse) ¡Él es!… Su suerte lo trae. Ahora vas a ver tú lo que es bueno.
GITANO: (A la entrada de la cueva) A la pa e Dió.
CANDELAS: (Desde el fondo de la cueva y cambiando la voz) ¡Ér vaya contigo, caminante!
GITANO: Hay argún arma güeña que me quiá dar candela pa ensendé er sigarro?
CANDELAS: (Aparte) ¿Candela pides pa ensendé er sigarro? Pa abrasarte el arma te la daría yo. (Con la voz cambiada) Entra y tómala.
Entra el gitano sin verla, se acerca a la lumbre y enciende el cigarro.
GITANO: Dios se lo pague. Quear con Dios.
CANDELAS: Prisa llevas, gitano.
GITANO: Voy de camino.
CANDELAS: Tos vamos de camino en este mundo. La gracia está en que al fin de la verea nos aguarde arguien.
GITANO: Si que hay unos ojillos negros que me parece que van a alegrarse argo ar verme a mí llegar.
CANDELAS: Pos me parece a mí que esta noche van a tardaruna miajita en alegrarse.
GITANO: ¿Por qué dice usté eso?
CANDELAS: Ahora lo verás.
 
*** (Candelas se echa por la cabeza un velo y empieza a danzar en torno de él para seducirle. Adorna la danza con canciones que le dice acentuando la expresión misteriosa. El gitano, aturdido, sufre su fascinación, sin conocerla, y después de la primera estrofa, va detrás de ella, intentando cogerla; pero ella huye de él, y cuando le ve cansado, vuelve a acercársele insidiosamente; él se desespera)
 
15 – Danza Y Canción De La Bruja Fingida
CANDELA
¡Tú eres aquél mal gitano
que una gitana quería!…
jEl querer que eya te daba,
tú no te lo merecíasl…
 
GITANO: (Con asombro) ¡Eh! ¿Qué dices?
CANDELAS: (Sin responderle, danza voluptuosamente a su alrededor y luego canta):
¡Quién la había de decir
que con otra la vendías!…
(Con rabia)
jAnda, mar gaché!
¿Qué te merecías.^
¡Que er mismísimo Pedro Botero
te abrasara esa lengua
conque amor la mentías!
GITANO: (Acercándose a ella) ¿Qué sabes tú? ¿Quién te te ha contao to eso? ¡Ven aquí!
(Quiere acercarse a ella, que sigue bailando. Cuando la va a coger se detiene en seco y canta fingiendo gran solemnidad.
CANDELAS
¡No te acerques, no me mires,
que soy bruja consumá;
y er que se atreva a tocarme
la mano se abrasarál
(Danza huyendo de él, con movimientos insidiosos y serpentinos; él la sigue como alucinado)
GITANO ¿Quién eres? ¿Quién eres?
CANDELAS (Fingiendo un aire de fatalidad)
¡Soy la voz de tu destino!
¡Soy el fuego en que te abrasasl
¡Soy el viento en que suspiras!
¡Soy la mar en que naufragas!
(Él estrecha la persecución: ella sigue danzando huyendo, y cuando él cree cogerla se queda con el velo entre las manos y ella escapa riendo.)
GITANO Reconociéndola en la voz. ¡Tú… tú… Candelas
CANDELAS: (Con sorna) ¡Yo… yol Candelas… Candeliya, que ardía na más que pa ti, y que te deja a oscuras pa in sécula seculorum.
(Se acerca a la entrada de la cueva)
GITANO: (Con el velo en la mano, un poco desconcertado, queriendo detenerla) ¡No… no pue ser… Atiende… perdóname!
CANDELAS: (Cantando con altivez desde la puerta de la cueva)
¡Ya está despuntando er dial
¡Venme esta noche a buscar!
Veremos si se me orvia
lo que me has hecho penar
con tanta mala partia!
GITANO: (Implorándola) ¡Perdóname! ¡Espérame!
 
*** (Final apoteósico con las campanas al amanecer y el triunfo del amor)
 
16 – Final (Las Campanas Del Amanecer)
CANDELAS
(Con alegría y sin volverse)
¡Ya está despuntando er día!
¡Cantad, campanas, cantad!
¡que vuelve la gloria mía!
(Se oye lejano repique de campanas)
GITANO: (Corriendo detrás de ella) ¡Candela! ¡Candela!
CANDELAS: (Cantando a lo lejos con exaltación)
¡Ya está despuntando er día!
(Repique furioso de camparías, mientras cae el telón.)

Publicado en nacionalismo, sensualidad | Etiquetado , , | Deja un comentario

Lamento por las víctimas de Hirosima y la suerte de Kokura

 

70 años de las bombas atómicas sobre Hiroshima y Nagasaki

Todos conocemos los nombres de Hiroshima y Nagasaki. Son dos ciudades japonesas tristemente conocidas por los bombardeos que sufrieron durante la Segunda Guerra Mundial. La primera bomba cayó sobre Hirosima. Era el 6 de agosto de 1945, menos de un mes después del primer ensayo nuclear realizado por el equipo de Oppenheimer. A las 8:15 h de la mañana, el Enola Gay, el bombardero B-29 pilotado por el Coronel Paul W. Tibbet y bautizado así por el nombre de su madre, dejaría caer a Little Boy, la bomba de uranio de 3 metros de longitud y más de cuatro toneladas de peso. El responsable de apretar el botón de lanzamiento fue el Mayor Thomas Ferebee. 44 segundos más tarde explotaba con unas consecuencias devastadoras: Murieron al menos 80.000 personas el mismo día de la detonación.
Tres días después, el 9 de agosto, otro bombardero B-29 apodado “Bockscar” lanzaría la “Fat man”, la segunda bomba –esta de plutonio-, de 3,25 metros de longitud y más de cuatro toneladas y medio de peso, terminando instantáneamente con la vida de 70.000 personas.
Tras ellas terminó la guerra en el Pacífico, el día 2 de septiembre.
Lo que muy pocos saben es que entre los planes del primer bombardeo se contemplaba que, si el cielo sobre Hiroshima estaba nublado, se lanzara la bomba “Little Boy” sobre Kokura (Zona de Fukuoka). El destino quiso que Kokura, gracias a la meteorología, se salvara en detrimento de la ciudad vecina.
Pero eso no es todo, también Kokura era el objetivo primario de la segunda bomba “Fat Man”, y de nuevo el tiempo atmosférico jugó a su favor ya que la ciudad se encontraba cubierta de humo, producto de incendios causados por el bombardero ocurrido el día anterior en la ciudad de Yahata, y según las órdenes del mando la bomba debía lanzarse visualmente, sin ayuda del radar, por lo que el Mayor Charles Sweeney que pilotaba el avión, decidió cambiar el objetivo a Nagasaki.

bombas atomicas_kokura

Y es que unos nacen con estrella y otros, estrellados.

 

Más allá de la anécdota existe el hecho de que Krzysztof Penderecki escribió una obra brutal dedicada a las víctimas de la primera bomba. La obra en cuestión se titula:Threnody to the Victims of Hiroshima (Lamento por las víctimas de Hirosima), compuesta entre los años 1959 y 1961. La versión que escucharemos la realizó el canal Gerubach, gracias a ello podemos seguir la partitura. Para entenderla en toda su amplitud aconsejo ver primero el vídeo que aparece en la sección BONUS.
Sin más preámbulo paso al vídeo. Espero que os guste. Su fuerza sonora es simplemente Brutal.

BONUS

BONUS 2

Publicado en lamento, Terrorismo de estado, violencia | Etiquetado , , , | Deja un comentario

“Gitanería en dos cuadros”, la versión de 1915 de “El amor brujo”

AMor brujo_vanguardia_dilluns_21_junio_1915

Así se anunciaba en el periódico “La Vanguardia”, el estreno de la obra

 

Después de siete años en París, tras el estallido de la Primera Guerra Mundial, Falla regresó a Madrid. Allí, Pastora Imperio, una bailarina legendaria de fondo gitano, le encargó escribir una canción y la danza que terminó siendo la primera versión del Amor brujo.
El estreno madrileño de dicha versión fue un completo fracaso.
Eso llevó a Falla a transformarla en un ballet con orquesta sinfónica (la original lo era para orquesta de cámara) y a introducir tres canciones cortas para mezzo-soprano. Fue bajo este formato que El amor brujo triunfó hasta convertirse en la obra que hoy todos conocemos.
Esa primera versión, la estrenada en 1915 y que podréis degustar a continuación, llevó por título Gitanería en dos cuadros.
El argumento cuenta la historia de Candela, una muchacha gitana, cuyo amor por Carmelo se ve atormentado por su descreído antiguo amante. La obra es de carácter marcadamente andaluz, tanto en lo musical como en lo literario. El libreto fue escrito por Gregorio Martínez Sierra en dialecto andaluz, si bien se ha llegado a poner en duda su autoría, en favor de su mujer, María de la O Lejárraga García, feminista apasionada que publicó obras bajo el nombre de su marido. La música contiene momentos de gran belleza y originalidad, e incluye las famosas Danza ritual del fuego, la Canción del fuego fatuo y Danza del terror. Una historia de hechizos, de brujería, donde el espectro del amante muerto de Candela se le aparece celoso ante sus amores con Carmelo. La solución estará en manos de Lucía…

Más tarde, en la revisión que hizo en 1920, la obra se quedaría con el título definitivo que todos conocemos en la actualidad y estaría estructuada del siguiente modo:

1 Introduccion y Escena — orquesta
2 En la Cueva (La Noche) — orquesta
3 Canción del Amor Dolido —voz y orquesta
4 El Aparecido — orquesta
5 Danza del Terror — orquesta
6 El Circulo Mágico (Romance del Pescador) — orquesta
7 A Media Noche, Los Sortilegios — orquesta
8 Danza Ritual del Fuego — orquesta
9 Escena — orquesta
10 Canción del Fuego Fatuo — voz y orquesta
11 Pantomima — orquesta
12 Danza del Juego de Amor — voz y orquesta
13 Final: Las Campanas del Amanecer — orquesta

Publicado en canción, nacionalismo, Uncategorized | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

La Palabra es un arma terrible en manos concretas

La Palabra, como la música, es un arma terrible en manos concretas. Por esa razón todo dictador lo primero que hace tras subyugar a un pueblo es eliminar a los poetas.

La Palabra, en manos concretas; equivocadas según el Poder, las más de las veces, es un modo de alimento. Pues pinta sonrisas donde anida la pena; cura al que enfermó de desánimo; devuelve la valentía al que la perdió y libera al esclavizado.

La Palabra es lo que somos a pesar de que no lo sepamos.

La Palabra en manos concretas, vale más que mil imágenes. Porque es capaz de enamorar, crispar, exaltar y devolver la Dignidad al sometido; el Orgullo al entregado y la Fuerza al debilitado.

La Palabra en manos concretas es Peligro, un meteorito que llega a los corazones a velocidad de vértigo para explotarles dentro y devolverles la Vida y la Esperanza a quienes la perdieron.

La Palabra, cuando no es banal, cuando cuenta, cuando enseña, es Cultura.

Las Palabras, como decía Gabriel Celaya: “Son lo más necesario: lo que no tiene nombre. Son gritos en el cielo, y en la tierra son actos.

 

Publicado en pasión, poesía, Uncategorized | Etiquetado , , , , | 2 comentarios